Sobre este blog

¿Cómo explicar este blog? ¿la motivación para llegar hasta aquí? ni siquiera estoy escribiendo yo misma este texto, dejo que otras manos escriban (tecleen) lo que creen que yo pienso…¿qué sabrán?

Soy una mujer de tiempo impreso. Emborronar papeles me permite crear. Superar esa primera línea por la que empieza todo y que al final se pierde entre tachones, modificaciones y borradores es lo que me da alas para imaginar relatos, para relatar imaginaciones, para vivir vidas… sin embargo, vivimos en un tiempo de tecnología, de ordenadores, de redes que abren posibilidades que hasta ahora no me habría planteado, que me van a permitir compartir y mostrar lo que hago y también lo que ya tengo hecho, después de mucho emborronar, en mi vida.

No soy escritora, simplemente imaginadora de situaciones a partir de las cuales compongo narraciones breves. A estas alturas de mi vida, no tengo ninguna pretensión literaria, hago esto porque quiero mostrar y compartir lo que siento y lo que soy, lo que escribo y lo que pienso… quiero, en definitiva, que el mundo se entere de que no me llamo Pilar…

Anuncios

2 respuestas a Sobre este blog

  1. Marina dijo:

    Me he sentido identificada con lo que dices. Es extraño porque tal vez es algo que haya pensado desde siempre pero nunca pude ser capaz de poner por escrito. Siempre he pensado que los nombres atan.

  2. Juan Antonio dijo:

    Querida y estimada ¿?:
    Aunque debo reconecer que nunca te he llamado Pilar, tambien debo reconocer que, siempre, te he llamado Pili y como, posiblemente, tampoco te guste y dás la opción de ponerte cualquier nombe, he pensado llamarte RALIP, que es igual al nombre que no te gusta, elevado a (-1), es decir, su antítesis y por lo tanto, posiblemente, te sea más querido, no obstante admito sugerencias..
    He leido tu relato EL ORDENADOR y debo confesar que me ha sorprendido ya que has planteado, desde el punto de vista técnico, el cambio generacional, ese que miramos, con un poco de nostalgia, cuando nos acordamos de nuestra vida profesional, aunque nos tuviesemos que levantarnos a las 5:00, tuviesemos que trabajar más de 12 horas, muchísimos días, al igual que trabajar, algunos, fines de semana o las de algúnas noches, sin dormir, para entregar un trabajo, que no admitía más dilación.
    Puedo decirte, que leeré uno de tus relatos cada día, siempre que pueda.

Me encantaría saber qué te ha parecido este relato, puedes dejar un comentario aquí

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s